Miércoles, 13 de octubre

 



"Me gusta verme a mí mismo como un constructor de puentes, es decir, construir puentes entre personas, entre razas, entre culturas, entre política, tratando de encontrar un terreno común”. T. D. Jakes.

Como cristianos estamos llamados a tender puentes con todos los que nos rodean. Por eso debemos destruir los muros interiores que nos impiden ver en los demás al hermano que nos necesita, o que nos puede ayudar a ser mejores. No tengamos miedo a abrirnos a los demás, a apoyar todas las causas nobles. Huyamos de trazar barreras que dividen a los “buenos” de los “malos”. Acerquémonos a la otra orilla y hagamos posible que vengan a nosotros los que lo deseen.



Pedimos a Dios que con nuestro esfuerzo sepamos construir puentes de comprensión por encima de todas las barreras.

Lo hacemos, rezando juntos el Padrenuestro / Gure Aita.


Comentaris